Xunca para tecas:Huipiles contemporáneos

Modelo: FELINA

Blusa de razo satín con dobles cosido, a partir del huipil tradicional zapoteco del Istmo de Tehuantepec bordado a maquina de cadenilla.




El huipil. Una prenda prehispánica tradicionalmente usada por mujeres. Se reconoce por su sencilla confección. Un rectángulo que en la parte superior tiene una apertura que permite el acceso del cuello, los costados se unen a medida, la caída es recta y entre el cuerpo y la tela se crea un espacio. Algunos llevan bordados con flores regionales y otros sobre el lienzo de la tela satinada llevan delicados adornos en punto de cadenilla. Su realización lleva tiempo y todo elemento tiene un porqué, nada sobra y nada falta.



Cambiar el paradigma del huipil respetando la naturaleza de éste mismo.”


Xunca para tecas, un proyecto que en primera instancia surge para ayudar a las víctimas del temblor en Juchitan Zaragoza, Oaxaca que azotaron en septiembre del año 2017 con el apoyo de la fundación paisaje social. Que luego con la ayuda de Sandra Garibaldi diseñadora de vestuario y bajo la curaduría de Miho Hagino directora de paisaje social sea crea una simbiosis de conocimiento.


S:En mi observación e investigación compartiéndola con Miho la mayoría de las mujeres que viven en la ciudad ven el textil tradicional como si fuera algo de domingo. Una mañana llega Miho y dice: "hay que cambiar el paradigma y hacer una prenda que pueda caer al cuerpo de la mujer pero siempre manteniendo el respeto y naturaleza del tejido". Y es aquí, donde nace Xunca para Tecas.


Muxes: inspiración y parte clave



Felina Santiago, presidenta del grupo Muxe "Las Auténticas intrépidas buscadoras del peligro" y gran colaboradora de Xunca para Tecas. Portando un Xuca para Teca que lleva su nombre FELINA.



A la izquierda Miho Hagino entregando a Felina Santiago (sentada) falda corta modelo Sandra y pantalón Kawabata y a la derecha Shunax Santiago representante del Colectivo "Mujeres Artesanas de Juchitán ".



Este proyecto es para ellas. Para la comunidad de Juchitán de ahí el nombre "Xunca para Tecas" Xunca del zapoteco cosa pequeña y Tecas es el gentilicio referente a la comunidad Juchiteca, para ellas significa: Muxes y Mujeres de Juchitán. El objetivo es producir un modelo económico sustentable y que sus diseños sean apreciados fuera de su comunidad. Generando una colaboración de conocimientos y herramientas para que ellas mismas aprendan y reconozcan el valor artístico y éste pueda evolucionar a los intereses de ellas.


Las Muxes. El tercer genero; cuidadores de una comunidad, vulnerables por su identidad pero transgresoras con sus creencias. Desde 1999 Miho es amiga de las Muxes de Juchitan, poco a poco le han abierto las puertas y compartido su historia.


M: Mi propio interés como artista es enfocarme en el “individuo alienado” de manera geográfica, histórica, física, por identidad y/o contorno social. Éste interés, lo trabajo como directora de la Fundación Paisaje Social A.C. en la que colaboramos y aprendemos de la mano y siempre con profundo respeto con poblaciones socialmente vulnerables dentro de una sociedad; por ello me dirijo a las Muxes de igual manera que a las mujeres y migrantes: somos un grupo socialmente vulnerable, muy entregadas a la comunidad, es algo que aprecio mucho de la cultura mexicana, el núcleo familiar tan fuerte y que desafortunadamente, hemos perdido en Japón.

S: Las mujeres Muxes siempre están abiertas a recibir a otros. Tienen una capacidad de bondad de recibir a la gente y no discriminan. Hacen todo lo contrario a lo que la mayoría de la sociedad hace con ellas.

Esto también es parte de homenaje a ellas. De lo que he aprendido, es que ellas son un territorio de resistencia, ellas se visten tradicionalmente en cualquier lugar, no se dejan alienar por prácticas occidentales, ellas conocen su identidad y sus diseños. Son orgullosas y lo demuestran. Y al mismo tiempo son también mujeres que queremos que sean vistas más allá de solo personas que hacen oficios, sino, son artistas. Por eso este proyecto va y viene, es una colaboración constante. La primera meta del proyecto era donar los 11 diseños para que no sea solo un conocimiento que se quede aquí, sino al contrario. Para mí es un honor compartir como coso y que ellas me compartan sus conocimientos y gracias a la fundación podamos generar una colaboración.




Modelo:NATASHA

Top de razo satín con dobles cosido, a partir del hupil tradicional zapoteco del istmo de Tehuantepec bordado a maquina de cadenilla.






Momento de creación y reglas que seguir.


Sandra se da a la tarea de conocer a la comunidad de Juchitán y observar el proceso tradicional entendiendo sus necesidades.


S: Teniendo presenta a las Muxes y a Miho encuentro paralelismos con el diseño japonés; a pesar de sus diferentes poesías, el diseño es geométrico y universal. Juego con la prenda y busco en el doblez la poesía. Inspirada en el origami japonés y la naturaleza del objeto.

Esto no es un fast fashion no nos guiamos por temporadas, la realización de cada prenda tiene su determinado tiempo de realización. El proceso es largo. Antes de hacer cualquier re-interpretación Miho es la encargada de guiarme en el proceso. Entonces es una constante comunicación con la comunidad y curación de Miho."



Las reglas para modificar la prenda son:

1. No cortar la prenda.

2. Estar siempre en contacto y presente con la comunidad.

3. Estar en constante investigación.





Modelo Mitzary: Capa abierta con solapa de raso satín con dobles cosido, a partir del huipil tradicional zapoteco del Itsmo de Tehuantepec, bordado a máquina de cadenilla.






Huipil Xunca para Tecas. Cada doblez genera intriga y cada volumen establece una nueva propuesta, se crea una asimetría que rompe con lo establecido, la poesía permanece, no es olvidada. Una prenda que se cuestiona y deja que la memoria divague.


Como vestimos va paralelamente a lo que sentimos. Una conversación inconsciente que va a la par de una identidad propia, cultural y social. El acervo textil que México posee es de admirar. Seamos fuertes, independientes y orgullosos. Seamos un Xunca para Tecas.


Y ahora nos preguntamos ¿Cómo evolucionara el huipil? ¿Mantendrá su forma rectangular? ¿Los bordados contaran otra historia?

Bueno, aún es muy temprano para saberlo, será cuestión de seguir este proyecto y ver como las mujeres y Muxes de la comunidad van adaptándose y colaborando para seguir contando esa poesía que tanto Frida admiraba.



Puedes encontrar los huipiles en: https://bodhistore.mx/

Más sobre la fundación: https://www.paisajesocial.org/programa

Miho Hagino: https://www.instagram.com/mihohagino/

Sandra Garibaldi: https://www.instagram.com/sandrucamx/


0 vistas

© 2019 by RZZR